CÓD.A04-S02-27 ONLINE

Propuestas de innovación docente en la enseñanza de la literatura a través de las TIC

La influencia que el desarrollo de las nuevas tecnologías ha ejercido en el modo en que los niños juegan y aprenden es evidente, por lo que su incorporación al aula permite articular el proceso de enseñanza y aprendizaje en torno a herramientas motivadoras y eficaces, con objetivos didácticos concretos.

En este trabajo se presenta una serie de propuestas llevadas a cabo en un aula de cuarto de Primaria que incorpora las TIC en el área de Lengua y Literatura con tres usos didácticos fundamentalmente: como herramienta digital para el acceso a la información en sitios web y bibliotecas virtuales, como herramienta para la elaboración de recursos didácticos por parte del docente y, finalmente, para la creación de productos por parte del alumno.

Todas las tareas realizadas parten de la lectura de clásicos de la literatura infantil y juvenil, lo que ha permitido llevar al aula obras tales como “Las aventuras de Tom Sawyer” de Mark Twain,  “El polizón del Ulises” de Ana María Matute,  “Veinte cuentos para jugar” de Gianni Rodari o “La vuelta al mundo en ochenta días” de Julio Verne, así como diversos cuentos tradicionales recogidos por los hermanos Grimm, Hans Christian Andersen y Charles Perrault. Estos textos se han presentado en diferentes formatos y adaptaciones e incluyendo algunas en lengua inglesa, lo que ha facilitado el tratamiento del bilingüismo. Por otro lado, la lectura no ha sido la única habilidad trabajada, sino también la expresión oral y escrita. La metodología de trabajo ha propiciado momentos tanto de trabajo individual como colaborativo.

En relación con los resultados obtenidos, la elaboración y aplicación de un cuestionario ha permitido valorar el grado de satisfacción de los alumnos en cuanto al uso de dichas herramientas, así como su percepción en relación con los aprendizajes adquiridos.  Como instrumentos de evaluación de estos se han utilizado rúbricas de contexto.

Palabras clave

Aprendizaje Basado En Proyectos Clásicos Infantiles Y Juveniles Didáctica de la Lengua Y la Literatura Innovación Docente Nuevas Tecnologías

Ponencia Online

Documentación de apoyo a la presentación ONLINE de la ponencia

Ver el video en youtube


Firmantes

Los autores de la ponencia

profile avatar

Beatriz Mederer-Hengstl

Ver Perfil


Preguntas y comentarios al autor/es

Hay 6 comentarios en esta ponencia

    • profile avatar

      José Rovira-Collado

      Comentó el 25/06/2021 a las 19:23:07

      Enhorabuena por la investigación, Beatriz.
      Me han parecido muy adecuadas las distintas actividades, aplicaciones y selección de cuentos.
      Ante la situación de confinamiento o docencia semipresencial, ¿crees que se podrían trabajar los mismos contenidos con la misma metodología?
      Un cordial saludo.

      Responder

      • profile avatar

        Beatriz Mederer-Hengstl

        Comentó el 25/06/2021 a las 22:02:37

        Si, desde luego, de hecho algunas se han trabajado también a través de Google Classroom y Google Meet. La que parte de los Cuentos para jugar de Rodari se hizo contemplando también el objetivo de que los niños aprendieran a utilizar Google Drive, y se ha llevado a cabo este curso teniendo a niños confinados. Obviamente la que necesita de alguna aplicación va a depender de que los niños dispongan de ella.

        Responder

    • profile avatar

      Paloma Rodriguez Miñambres

      Comentó el 24/06/2021 a las 14:27:02

      Hola, Beatriz:
      me ha gustado mucho el contenido de tu ponencia, y quería preguntarte por el tiempo dedicado a este proyecto de innovación: ¿cuándo empezó y cuándo terminó esta serie de propuestas didácticas? es decir, ¿con qué frecuencia se hicieron las actividades que requerían el uso de las 3 herramientas? Por último, ¿vas a replicar las actividades en más colegios para así ver si los resultados son similares?
      Un cordial saludo.

      Responder

      • profile avatar

        Beatriz Mederer-Hengstl

        Comentó el 24/06/2021 a las 17:32:24

        Empecé hace cinco años a hacer estas actividades en el aula. El primer año hice la del Banquete de cuento y la del anime de Tom Sawyer; al año siguiente repetí éstas y añadí la del Polizón del Ulises, y así sucesivamente. Cada año repito las anteriores (cambiando el libro de lectura; este año la del Polizón del Ulises, por ejemplo, la he hecho con la Vuelta al mundo en ochenta días) y añado una más. Hacen falta horas, desde luego, pero precisamente por eso me gusta hacer este tipo de actividades. Me peleo con el tiempo y, para mí, la lectura es básica, y lo mejor que puedo dejar en un niño es el gusto y hábito por la lectura. Cruzarme por la calle con un antiguo alumno y que me diga que, gracias a mí, es un ávido lector, es la mejor alabanza y recompensa que puedo recibir. Por eso busco y creo actividades que me permitan enseñar el contenido que necesite pero a través de la lectura, la expresión oral y escrita. El truco, por tanto, está en la interdisiciplinariedad. En función de la actividad utilizo las horas de Lengua, Inglés, Science, Arts… lo que necesite. No puedo decir tiempo exacto, pues depende del grupo, pero en cualquier caso evito que la actividad se prolongue más allá de dos semanas (y no más de 1 hora u hora y media al día), pues los niños se cansan. Hacer todas, desde luego, es una inversión. Pero mi alumnado es cuarto de primaria. ¿Qué puede ser más importante que enseñarles a leer, hablar y escribir? En las reuniones de padres siempre repito que no saldrán del colegio sin conocer el aparato digestivo, si no lo aprenden este año, lo aprenderán en los sucesivos, como si necesitan llegar a la ESO para ello. Pero lo primero es la competencia lingüística (que, sin comprensión lectora, no entendemos tampoco los enunciados de los problemas de matemáticas). Y el gusto por la lectura.
        Con respecto a otros colegios: el curso pasado estuve en Roma (doctorado internacional), presenté las actividades en varios colegios y en las autoridades competentes en relación con la educación para la salud. Se han incluido en un estudio que se está realizando de cara a incluirlas en la metodología propuesta para impartir hábitos saludables. estoy pendiente de recibir los resultados de este curso. Pero por lo que a validación se refiere, el hecho de repetirlas año tras año con grupos distintos ( y teniendo grupo de control), y obtener resultados favorables, me demuestra que son actividades eficaces.
        Confío en que poco a poco se vayan publicando y queden abiertas para el que quiera conocerlas y llevarlas al aula. Yo estoy fija en mi colegio, por lo que no puedo llevarlas a otros centros.

        Responder

    • profile avatar

      José Hernández Ortega

      Comentó el 21/06/2021 a las 22:25:30

      Enhorabuena por su contribución, Beatriz.
      ¿En qué medida considera que hay dependencia de la herramienta digital frente a la pedagogía digital? Habitualmente se realiza una búsqueda de "aplicaciones para..." limitando las posibilidades puesto que si una herramienta que nos es efectiva, cambia sus políticas de uso o pasa de ser gratuita a ser de pago, condiciona el resultado de la propuesta inicial.
      ¿Cree que la competencia digital del alumna debe desarrollarse transversalmente y no solo en ciertas materias?
      Reciba un cordial saludo,

      Responder

      • profile avatar

        Beatriz Mederer-Hengstl

        Comentó el 24/06/2021 a las 16:56:49

        Muchas gracias por su valoración.
        Hoy en día, el desarrollo de la competencia digital es tan básica como la de cualquier otra competencia y, efectivamente, considero que la transversalidad es la mejor opción para fomentar su desarrollo en los niños. En general, diría que se tiende a impartir los contenidos a través de proyectos interdisciplinares, pues esta metodología ayuda a que los niños aprendan los distintos contenidos en contextos cotidianos y partiendo de necesidades reales. Para mí, es una forma de motivar a los alumnos, pues aunque se habla de “nativos digitales “, lo cierto es que -al menos en el entorno en el que yo me muevo- los niños no lo son en absoluto. Tienen móviles, tablets … pero el uso que hacen de ellos es más bien limitado. A día de hoy, he introducido herramientas digitales en todas las asignaturas que imparto (todas, con la única excepción de Educación Física).
        Con respecto a la dependencia de la herramienta, la mayoría de los programas básicos tienen alternativas gratuitas, lo mismo que las aplicaciones, pero es cierto que las de pago suelen ser más ricas y presentan resultados más llamativos. Reconozco que, en ese sentido, a mí no me duelen los nueve euros que me cuesta una aplicación (Puppet Pals) y pasear mi tablet por el aula. Pero es que también compro los materiales que necesito para que los niños hagan un parque de columpios en miniatura y aprendan los efectos de las fuerzas, por ejemplo. Ver a los niños disfrutar y aprender me compensa. Lo que no quita que considere que, de la misma manera que se compran los libros de texto, hemos llegado a un punto en el que debería considerarse la necesidad de que los colegio incluyan en su presupuesto una pequeña partida a estos recursos digitales. La plataforma goconqr, por ejemplo, es muy útil tanto para ayudar a estudiar como para que los propios alumnos creen materiales que, en mi aula en concreto, les ha permitido practicar la síntesis de ideas y la redacción de textos breves y concisos . Ahora bien, las posibilidades que permite dicha plataforma en su plan gratuito son muchos más limitadas que las que ofrecen los plantes extendidos o premium.
        Con todo, considero que no debería depender del maestro, sino preverse de la misma manera que se contempla la compra de libros de texto (ahora ya también, digitales).

        Responder


Deja tu comentario

Lo siento, debes estar conectado para publicar un comentario.